El calendario gregoriano se originó en la Universidad de Salamanca

Un grupo de científicos de la Universidad de Salamanca elaboró un informe en 1515 que fue germen de lo que posteriormente sería el nuevo calendario gregoriano, que actualmente es el que «marca los tiempos» en la sociedad actual.

Esos orígenes se recogen en el libro «Salamanca y la medida del tiempo», elaborado por la experto Ana María Carabias, profesora titular de Historia Moderna de la Universidad de Salamanca, cuya entidad académica ha sido la encargada de publicar la obra.

Calendario gregoriano solar y lunar

En sus cerca de 400 páginas se pueden recorrer los momentos previos al actual calendario, los problemas de la sociedad del momento para adaptar el tiempo al movimiento de la tierra alrededor del sol, el interés de la Iglesia por ajustar el crono a las festividades religiosas y los cálculos de algunos expertos para proceder al cambio.
Según ha explicado la autora, regía el calendario juliano, que ya contemplaba los años de 365 días y el ajuste con una jornada añadida cada cuatro ejercicios (año bisiesto), pero seguía habiendo un retraso que era digno de estudio. La Iglesia del momento estaba «preocupada» por no poder “domesticar” el tiempo y no tenerlo reglado de una manera más exacta. Entonces, en 1515, recibió un informe redactado en Salamanca en el que se apuntaba que los científicos firmantes no estaban de acuerdo con el sistema elegido. La cúpula eclesiástica del momento hizo caso omiso a ese análisis, de ahí que actualmente se desconozca su paradero, pero continuó con su búsqueda para calibrar mejor el tiempo.
Fue en 1578 cuando la Universidad de Salamanca volvió a mandar un segundo informe en el que se incorporaba el primer documento remitido décadas antes.
El papa, el documento y la bula. En aquel momento, según ha explicado la historiadora Ana María Carabias, sí se tuvo en cuenta esas apreciaciones y se impulsó el cambio en el calendario con la bula «Inter Gravissimas» del papa Gregorio XIII, que dio paso al calendario gregoriano. «Esa reforma de 1582 fue indiscutiblemente el inicio de la globalización mundial, al imponer una fecha y hora al mundo», y ese proceso que «se inició en Salamanca» sigue actualmente vigente, ha añadido la autora del texto.
Anuncios
Categorías: Noticias | Deja un comentario

Navegador de artículos

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.

A %d blogueros les gusta esto: